el7set
Domingo, 18 de junio de 2017 | Leída 22 veces
Turismo

La Diputación espera una campaña estival de récord con más de 850.000 turistas y más de 4,5 millones de pernoctaciones hoteleras


El Gobierno Provincial invierte este año más de 5,1 millones de euros para potenciar el turismo y que sea motor de empleo.
Andrés Martínez: “La estrategia que hemos puesto en marcha de la mano de las empresas nos está permitiendo crecer más del 10%”.

[Img #57260]

Las reservas confirmadas ya y las buenas previsiones de los propios empresarios turísticos permiten adelantar que el de 2017 será un verano de récord en la provincia de Castellón. Tanto es así, que la Diputación de Castellón espera una gran campaña estival, con la llegada de más de 850.000 turistas y más de 4,5 millones de pernoctaciones hoteleras entre los meses de julio y septiembre.

 

Estas previsiones son fruto tanto de la recuperación del mercado nacional y la llegada de turistas de toda Europa fruto de la estabilidad del destino, así como de la intensa campaña promocional que ha acometido el Gobierno Provincial. De hecho, el presupuesto destinado este año directamente al impulso y promoción del sector turístico castellonense asciende a más de 5,1 millones de euros.

 

Esta meta es accesible en estos momentos, después de que en 2017 se estén consolidando los índices de crecimiento de viajeros del año pasado –en el entorno del 11%-, pero incidiendo en un mayor número de pernoctaciones –este año crecen un 11% frente al 8% de 2016-.

 

Andrés Martínez, vicepresidente de la Diputación y responsable del Patronato Provincial de Turismo, ha confirmado que “la estrategia que hemos puesto en marcha en coordinación con todo el tejido turístico provincial no está permitiendo crecer este año por encima del 10%, tanto en número de turistas como de pernoctaciones hoteleras”. Martínez también destaca que, “siendo importante este crecimiento, también lo es el hecho de que está aumentando la rentabilidad de cada viajero, lo que repercute directamente en la creación de puestos de trabajo en el sector”,

 

El vicepresidente provincial destaca que “de los 5.125.202 euros presupuestados para Turismo, disponemos de más de 1,5 millones de euros programados para llevar a cabo en 2017 un completo programa de acciones estratégicas que promocionen Castellón como destino turístico, una cuantía importante destinada a atraer visitantes tanto del mercado nacional, como del cada vez más emergente mercado internacional”.

 

El vicepresidente de la Diputación ha incidido en la meta establecida por el presidente del Gobierno Provincial, Javier Moliner, “para que el turismo crezca como una de las locomotoras de la economía provincial. Un sector productivo de primer orden que desde la Diputación vamos a seguir impulsando, potenciando la competitividad de la provincia como destino turístico para que deje de ser un sector y se convierta en una industria que sea fuente de riqueza para nuestros pueblos”.

 

Trabajo consensuado y recogido dentro del Plan Estratégico

El trabajo promocional desarrollado por la Diputación con los empresarios turísticos castellonenses es consecuencia del Plan Estratégico de Turismo 2017-2020 diseñado por la administración provincial para definir un modelo de futuro para el sector que multiplique las oportunidades económicas y laborales. En la actualidad, el turismo supone ya un pilar fundamental de nuestra economía al representar cerca del 13% del PIB provincial.

 

Así, dentro de los retos a alcanzar a través de la hoja de ruta elaborada por el Patronato provincial de Turismo para el turismo castellonense, el presidente del Gobierno Provincial fijó la creación de empleo y la proyección económica “como las principales metas a alcanzar para que esta provincia siga creciendo y con ella todos los castellonenses”.

 

Para ello, las iniciativas y políticas de promoción turística ideadas dentro del plan provincial ambicionan que el turismo pase en cuatro años de representar el 12,3% del PIB provincial al 16% “convirtiéndose en una industria que aumente un 30% los ingresos y traiga a nuestros pueblos más y mejores oportunidades económicas”.

 

En la misma línea, y en clave laboral, la meta de esta hoja de ruta turística pretende que la cuota que representa el turismo sobre el total de la población empleada aumente un 33%, pasando la media de personas empleadas de 18.754 personas hasta las 25.000 a medio y largo plazo.

 

Cuatro grandes claves turísticas

Con el objetivo de alcanzar los objetivos anunciados, “construir el destino turístico que queremos ser” y dar continuidad a un tendencia que ha permitido que se incremente en un 6,29% la variación interanual del número de empleados en hostelería en el pasado año, el documento marco elaborado establece las cuatro grandes claves estratégicas que definen “lo qué queremos ser y cómo conseguirlo”.

 

Todas ellas con la premisa última de convertir y consolidar Castellón como un destino de calidad, sostenible y diferencial que nos permita consolidar una provincia turística los 365 días del año, combatiendo así la desestacionalización y prolongando el impacto que el turismo tiene sobre el tejido económico provincial.

 

1.- Marca diferencial

Y es que “Castellón es una tierra única, en la que el mar y la montaña se funden en 120 kilómetros de playas y 1.500 kilómetros de senderos, por nuestro patrimonio natural, histórico, cultural y gastronómico. El reto es aprovechar esta marca diferencial que hace incomparable a la provincia y que debe explotar.

 

2.- Destino multiexperiencia

No en vano, el segundo de los ejes es esa naturaleza que convierte a Castellón en un destino multiexperiencia con un enorme potencial turístico. Además de sol y playa, la provincia tiene un patrimonio natural de interior inigualable a escasos kilómetros que hacen de Castellón el mejor escenario para vivir el turismo en su mayor esplendor.

 

3.- Turismo sostenible

La Diputación también apuesta por un turismo sostenible, tanto económica como medioambientalmente. Los recursos naturales son uno de los principales atractivos de la provincia y su desarrollo turístico desde una óptica sostenible lleva a protegerlo y ponerlo en valor para generar riqueza.

 

4.- Competitividad en el mercado internacional

Por último, la cuarta clave fijada dentro del Plan Estratégico de Turismo plantea en el horizonte 2020 es consolidar un destino más competitivo, orientado a la excelencia y la innovación y posicionado como un referente turístico internacional. No en vano, la Diputación está incidiendo en la proyección turística de Castellón a nivel nacional, con la Comunitat Valenciana, Cataluña y Madrid como principales mercados emisores, pero con especial atención en la expansión internacional.

EL7SET • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress