GECEN
Lunes, 4 de septiembre de 2017 | Leída 58 veces
Medio ambiente

GECEN se opone a la creación de un coto de caza en el Parque Natural del Penyagolosa

LA CONSELLERIA SIGUE ADELANTE CON EL COTO DE CAZA DEL PENYAGOLOSA PESE A LA OPOSICIÓN DE LA DIRECCIÓN DEL PARQUE, PRESIDENTE DE LA JUNTA RECTORA, ONG MEDIOAMBIENTALES, COLECTIVOS EXCURSIONISTAS Y VECINALES.
LA CONSELLERIA DEBE DECIDIR EN BREVE SI ATIENDE AL INTERÉS LUCRATIVO DE LOS GESTORES DEL COTO O ATIENDE AL INTERES GENERAL.

GECEN exige a la Conselleria que no avale el PTOC (Plan Técnico de Ordenación Cinegética) que ha presentado Ibex Zone C. B. y que pretende convertir el emblemático Parque Natural en un coto de caza para clientes de alto poder adquisitivo.


El “Gegant de Pedra”, símbolo social, natural y cultural de todos los valencianos está en venta. El dinero y el documento técnico están encima de la mesa de la Conselleria quien debe decidir si los valencianos vamos a seguir disfrutando del uso social colectivo del Penyagolosa como hasta ahora, o se va a limitar drásticamente la actividad ciudadana para que, dinero mediante, alguien se dedique al objetivo del coto propuesto: la caza y decapitación de cabras.


La oposición del Director Conservador del Parque Natural, la del Presidente de la Junta Rectora y la de los vecinos y asociaciones de todo tipo representadas en dicha Junta se puso de manifiesto en la última reunión de ésta, así como en diversas declaraciones posteriores. El NO a la actividad cinegética en el corazón del Penyagolosa es rotundo pues se exige, desde la sociedad civil y la administración del Parque seguridad, tranquilidad, accesibilidad social y respeto a los valores naturales, siendo absolutamente inapropiados e incompatibles los tiros y las restricciones de todo tipo que genera la actividad cinegética con la preservación de dichos valores y del uso social.


GECEN CONSIDERA URGENTE LA APROBACIÓN DEL PLAN RECTOR DE USO Y GESTIÓN (PRUG) DEL PARQUE NATURAL Y QUE ÉSTE PROHÍBA LA CAZA.
Penyagolosa, el Parque Natural, no tiene elaboradas las normas de gestión que señalen los usos permitidos y los excluidos. No tiene nada que regule con detalle los usos que son compatibles con el Parque y los que no lo son.


El nefasto déficit normativo avala que quien lo desee plantee usos incompatibles con el medio ambiente y con el uso social del Parque con absoluta impunidad.


Lo más indignante es que la Conselleria, lejos de legislar y poner orden aprobando de una vez un PRUG razonable y efectivo, que ya está elaborado desde 2014 y que languidece en los cajones, parece dispuesta a avalar todo aquello que llegue con dinero bajo el brazo. Todo, aunque sea un aberrante matadero de cabras en la falda del Pico del Penyagolosa y ello suponga limitar significativamente el uso social, haciéndolo rehén de la actividad cinegética, e impactar nefastamente sobre la biodiversidad del Parque.


La conservación de los valores que avalaron su declaración como espacio natural protegido y el uso social sostenible son objetivos irrenunciables y no negociables.

Estamos a la espera de la decisión final de la Conselleria que, a la vista de los hechos, sigue firme y decidida en la aprobación del coto.

EL7SET • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress